Buscar Ir Búsqueda avanzada
English (Home)

Las verrugas genitales (condiloma)

Mujer hablando con un proveedor de atención médica.
Pregunte a su proveedor de atención médica sobre la vacuna contra el VPH.

Las verrugas genitales (condilomas) son causadas por un virus que generalmente se contagia por contacto sexual. Se conoce como virus de papiloma humano (VPH). A veces las verrugas son pequeñas o se encuentran en partes del cuerpo en donde son difíciles de ver. Sin embargo, las verrugas genitales pueden causar grandes problemas, especialmente en las mujeres. Las infecciones por VPH pueden producir cambios celulares capaces de provocar cáncer en el cuello uterino, el pene o el ano. Además, las verrugas pueden transmitirse a los bebés durante el parto.

Los preservativos de látex femeninos y masculinos pueden proteger contra las verrugas genitales, aunque no cubren todas las áreas que pueden contraer la infección. Esto significa que es posible que los preservativos no lo protejan por completo.

¿Cuáles son los síntomas de las verrugas genitales?

Las verrugas genitales pueden ser planas o en relieve, en cuyo caso tienen un aspecto parecido a pequeñas coliflores. Pueden formarse en el pene, la vagina y el cuello uterino. También pueden crecer en el recto o alrededor de este, o incluso en la garganta. Es posible tener el virus por muchos meses antes de que aparezcan las verrugas, o tenerlo sin llegar a desarrollar verrugas visibles. Una vez formadas, las verrugas podrían ser demasiado pequeñas para detectarse a simple vista. De ahí la importancia de hacerse chequeos periódicos con su proveedor de atención médica. El proveedor puede encontrar diminutas verrugas y realizar análisis para detectar una infección por VPH. Además, el proveedor puede realizar controles para detectar cambios en las células que también muestran si el virus está presente.

¿Cuál es el tratamiento para las verrugas genitales?

Las verrugas genitales tienden a crecer con el tiempo. Cuanto más pequeñas sean las verrugas, más fáciles son de eliminar. No tarde en buscar tratamiento. El método más común para quitar las verrugas consiste en usar medicamentos. A veces, las verrugas se pueden eliminar congelándolas con nitrógeno líquido; también pueden quemarse aplicándoles calor, mediante un tratamiento láser o cirugía. En ocasiones, se requiere más de un tratamiento. No intente nunca tratarse las verrugas genitales por su cuenta. Con frecuencia, las verrugas deben tratarse unas cuantas veces porque tienden a reaparecer.

¿Cómo se previenen las verrugas genitales?

Para prevenir las verrugas genitales, considere hacerse vacunar contra la infección por VPH. Se recomienda administrar la vacuna contra el VPH en niñas y niños durante los primeros años de la adolescencia. La vacuna es especialmente útil si se administra de forma temprana y antes de comenzar a tener relaciones sexuales. Pero también puede ser eficaz si se administra más adelante. La vacuna está aprobada para uso en personas hasta los 45 años.

Además, es importante conocer los antecedentes sexuales de su pareja. Es posible que una persona no tenga verrugas visibles; sin embargo, aun así pueden propagar el virus. Protéjase usando preservativos (condones) de látex y haciéndose chequeos médicos con regularidad. En las mujeres, las pruebas periódicas de Papanicolaou con análisis de detección de VPH pueden ayudar a encontrar cambios causados por el virus y a descubrir los signos de cáncer de útero en sus comienzos.

Para obtener más información

American Sexual Health Association STD Hotline, 919-361-8488, www.ashastd.org

Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), 800-232-4636, www.cdc.gov/std

© 2000-2020 The StayWell Company, LLC. 800 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.