Buscar Ir Búsqueda avanzada
English (Home)

Información de salud

¿Qué son las infecciones de transmisión sexual (ITS)?

Una infección de transmisión sexual (ITS) es una infección que se contagia durante las relaciones sexuales. Las ITS también se llaman enfermedades de transmisión sexual o ETS. Estas infecciones se contraen al tener relaciones sexuales con una persona infectada. Todo tipo de relación sexual que implique la utilización del pene, la vagina, el ano o la boca puede transmitir estas infecciones. Algunas ITS pueden transmitirse mediante fluidos corporales como el semen, las secreciones vaginales y la sangre. Otras se contagian por contacto con la piel afectada. Las ITS más comunes son clamidia, verrugas genitales, herpes genitales, sífilis, VIH, gonorrea y tricomoniasis.

¿Quién corre riesgo de tener esta afección?

No importa que usted sea homosexual o heterosexual, hombre o mujer, joven o viejo. Cualquier persona que tenga relaciones sexuales puede contraer una enfermedad de transmisión sexual. Este riesgo es mayor si:

  • Tiene relaciones sexuales con más de una persona. Mientras mayor sea el número de personas con las que mantiene relaciones sexuales, mayor será el nivel de riesgo.

  • Su pareja tiene relaciones sexuales con otras personas. Si su pareja está expuesta a las ITS, usted también lo está.

  • Usted o su pareja han tenido relaciones sexuales con otras personas en el pasado. Es posible que cualquiera de los dos haya contraído una ITS durante una relación anterior.

  • Usted tiene una ITS. La ITS puede producir lesiones u otros problemas de salud que aumentan su vulnerabilidad a nuevas infecciones. Su nivel de riesgo seguirá siendo alto a menos que reciba tratamiento para su ITS actual y cambie el comportamiento que lo pone en situación de riesgo de infección.

Evite problemas futuros

Sin tratamiento, algunas ITS pueden producir cáncer e incluso la muerte. Determinados tipos de ITS en mujeres embarazadas pueden hacer daño al bebé en gestación. Otras podrían causar la incapacidad de tener hijos (esterilidad) o pueden inducir cambios en el comportamiento o en la capacidad de pensar. Puede prevenir estos problemas practicando relaciones sexuales más seguras, haciéndose exámenes médicos regulares y obteniendo tratamiento lo antes posible. Utilice siempre un condón de látex durante las relaciones sexuales. Hágase un examen médico si está en riesgo de infectarse. Obtenga tratamiento lo antes posible si ha contraído una ITS.

Primer plano de manos que sostienen una caja de preservativos.
Usar un preservativo de látex cada vez que tiene relaciones sexuales puede reducir el riesgo de contraer ETS.

El examen médico

La única manera segura de saber si tiene una ITS es hacerse un examen médico. Si nota un cambio en algún aspecto de su cuerpo o en cómo se siente, vaya al proveedor de atención médica para que lo examine. Pero recuerde que las ITS no siempre manifiestan síntomas. Por lo tanto, si en riesgo de contraer ITS, hágase un examen médico de forma periódica. Si descubre que tiene una ITS, asegúrese de que su pareja también reciba tratamiento. De lo contrario, correrá peligro la salud de ambos. Y si la enfermedad se deja sin tratar, su pareja podría transmitírsela de nuevo a usted o a otras personas.

Síntomas comunes

Manténgase alerta para detectar cualquier tipo de cambio en su cuerpo o en el de su pareja. Los síntomas pueden aparecer en (o cerca de) la vagina, el pene, el recto, la boca o la garganta. Pueden incluir:

  • Secreción inusual

  • Masas, bultos o erupciones cutáneas (salpullido)

  • Lesiones que pueden ser dolorosas, producir picazón o no producir ningún tipo de molestia

  • Picazón en la piel

  • Ardor al orinar

  • Dolor en la zona pélvica, en el abdomen o en el recto

  • Sangrado del recto

Aunque no tenga síntomas

Es posible que tenga una ITS aún cuando no tenga síntomas. Si cree que está en situación de riesgo, hágase un examen médico. Vaya a una clínica o visite a su proveedor de atención médica. Si su pareja tiene una ITS, usted también deberá hacerse un examen, aun cuando se sienta bien.

Vacunas para prevenir enfermedades

Hay vacunas para prevenir la hepatitis A y la hepatitis B, que son dos tipos de ITS. También hay una vacuna para prevenir el virus del papiloma humano (VPH). Este virus puede transmitirse de persona a persona por medio del contacto sexual. Pregunte a su proveedor de atención médica si alguna de estas vacunas es adecuada para usted.

© 2000-2020 The StayWell Company, LLC. 800 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.